Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecer un mejor servicio y ofrecer servicios personalizados. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso, aunque puede cambiar de opinión en cualquier momento. Encontrará más información en nuestra Política de Cookies.
  • Facebook
  • Twitter
  • Pinterest
En Historia y Patrimonio

Palacio de Pedro I de Torrijos

Palacio de Pedro I de Torrijos

Obra palaciega del siglo XIV cuya construcción fue iniciada por Alfonso XI para conmemorar la victoria en la Batalla del río Salado. La magnitud del edificio hizo necesario que su hijo Pedro I lo concluyese.

 

El principal propósito del edificio fue el de dar cobijo a las Madres Concepcionistas de la localidad. Desde 1507, momento en el que doña Teresa Enríquez, viuda de don Gutierre de Cárdenas, Señor de Torrijos, transforma el lugar en un convento de la Purísima Concepción, hasta 1970, momento en el que la ruinosa situación del convento obliga a su abandono, mantuvo esta función religiosa.

 

Actualmente, y gracias a las distintas actuaciones municipales que se sucedieron, es el centro administrativo y cultural de Torrijos, aprovechando sus estancias para dar cabida a diversos espacios, entre lo que destacan la antigua sala del refectorio, la antigua sala capitular y la antigua iglesia.

Colegiata del Santísimo Sacramento

Colegiata del Santísimo Sacramento

Esta monumental construcción es la obra institucional, religiosa, arquitectónica y artística más  importante que conserva la localidad de Torrijos.

 

Fue erigida por mandato de doña Teresa Enríquez para dotar de sede a la recién creada Archicofradía del Santísimo Sacramento, de la que también es benefactora. La construcción se inició en 1509, celebrándose la primera misa el 3 de mayo de 1518.

 

Sus trazas se atribuyen a los hermanos Egas, Antón y Enrique, maestro mayor de la Catedral de Toledo, y responden a los cánones gótico-flamígeros de los que eran conocedores.

 

Son varios los elementos destacables, tanto exteriores como interiores, de la colegiata. Ejemplo de esto son: las distintas alturas de las tres naves que forman el conjunto, los arbotantes góticos que refuerzan la nave central, las dos puertas de acceso y el interior del edificio.

La fachada sonora de la Colegiata

Este acceso por el oeste al interior del edificio es el más representativo de todo el conjunto. Relacionamos la mano que trabajó este espacio con Alonso de Covarrubias, a pesar de que no se ha conservado documentación que lo acredite.

 

La peculiaridad de la obra reside en la exaltación del Corpus Christi a través de la música, incorporando iconografía de instrumentos, notaciones y partituras musicales. Además, el empleo de la spolia de edificaciones musulmanas, venidos de la Córdoba de Abd al-Raham II y de Medina Azahara, es un motivo más de la grandiosidad y originalidad de la portada.

El Retablo

Una de las obras más representativas y que más llama la atención de la colegiata es el retablo del altar mayor, del que se ignoraba su autor, pero que afortunadamente hoy sabemos que lo realizó Juan Correa de Vivar, hacia 1560.

 

Tiene parte arquitectónica, escultórica y pictórica.En la primera encontramos que es de madera dorada, constando de cuatro cuerpos, con columnas, cabezas humanas y de ángeles. Consta de un total de 12 tablas representando escenas de la vida de Cristo. En la calle central se encuentra: en la parte superior, El Calvario; en la parte central, La Última Cena; y en la parte inferior, el Tabernáculo.

 

Tiene un valioso coro, con escenas de la vida de Cristo.

 

Toda la iglesia es un canto al Sacramento, y los símbolos representativos son abundantes, tanto en las portadas como en el interior. La música aparece por todas partes en formas diversas. 

Capilla del Santísimo Cristo de la Sangre

Capilla del Santísimo Cristo de la Sangre

Esta capilla estuvo anexa en su origen al Hospital de la Santísima Trinidad, mandado construir por orden testamentaria de don Gutierre de Cárdenas y ejecutado por su viuda doña Teresa Enríquez a principios del XVI.

 

Se trata de un edificio de una sola nave que cuenta con una Capilla Mayor, cubierta por una cúpula ojival con nervaturas y decorada en su cabecera con un retablo barroco y unos frescos manieristas con escenas de la Pasión.

 

Además, se puede contemplar en su interior un conjunto  imaginero de gran calidad formada por: un Cristo Crucificado de finales del XVI llegado desde América. Esta imagen está presente en la Capilla Mayor. Otro Cristo Crucificado del XVIII, conocido como “el criado”, se encuentra en la Capilla de Santa Ana y es un gran ejemplo de la Escuela Madrileña. Finalmente,  una pareja escultórica, también del XVIII, compuesta por San Isidro Labrador y Santa María de la Cabeza completa este conjunto.

 

No podemos olvidar el órgano barroco situado en el coro de la capilla.

Antiguo Depósito del Agua

Antiguo Depósito del Agua

Construcción que ejemplifica parte del patrimonio industrial de segunda mitad del XX.

 

Es una elevada torre octogonal, de unos 25 metros de altura, usada para el almacenamiento del agua.

 

La combinación de ladrillos y sillares graníticos han dotado al espacio de un aspecto defensivo, mostrando cierta apertura con los vanos que se abren en su recorrido. Se ha convertido en un hito de referencia y situación dentro de la localidad.

 

 

Estación de Ferrocarril

Estación de Ferrocarril

Claro ejemplo de la arquitectura historicista del XIX. En este caso vemos una recuperación de las formas clásicas a través de los arcos de medio punto, dispuestos en dos plantas, y completados en su extremo superior por una serie de óculos.

 

El material de construcción es la piedra en mampostería y el ladrillo que otorga de orden a la composición.

Centro de Atención Temprana

Centro de Atención Temprana

Lo bello y lo práctico se encuentran unidos en este edificio.

 

Una serie de arcos de medio punto ofrecen una especie de atrio, previo a las dependencias de la sede.

Plaza de España

Plaza de España

Responde a la tipología urbana de las ciudades castellanas fundadas en América. De forma rectangular y ordenada actuaba como centro político y comercial de Torrijos.

 

En su orientación noroeste se localizaba la sede del antiguo ayuntamiento, espacio que correspondía con el desaparecido palacio del matrimonio Gutiérrez-Enríquez, un gran ejemplo de arquitectura civil renacentista.

 

Las galerías porticadas que recorren los extremos de la plaza permiten realizar la vida comercial de los ciudadanos en momento de condiciones climáticas desfavorables.

Ruinas del Monasterio de Santa María de Jesús

Ruinas del Monasterio de Santa María de Jesús

Conjunto monacal fundado por don Gutierre de Cárdenas y doña Teresa Enríquez que estuvo compuesto por la iglesia-mausoleo de los Cárdenas-Enríquez, dos claustros y diferentes dependencias para la vida monástica. Actualmente solo quedan sus cimientos.

 

Su construcción se extendió de 1482 a 1502. La obra está atribuida al arquitecto Juan Guas en estilo gótico isabelino, mostrando grandes semejanzas con el Monasterio de San Juan de los Reyes de Toledo.

Hospital de la Santísima Trinidad

Hospital de la Santísima Trinidad

Fundado por orden testamentaria de don Gutierre de Cárdenas y ejecutado por su viuda doña Teresa Enríquez a principios del XVI. Es el primer hospital en toda España que responde a una tipología conventual, está articulado en torno a un claustro.

 

Ocupa la antigua judería torrijeña, lugar que quedó vacío tras la expulsión de estos en 1492. La construcción se apoyó de espacios preexistentes como la sinagoga, destinada para una de las naves de curación.

 

De 1941 a 1976 la función del espacio se transformó debido a la actuación  de las Hermanas de Santa Ana reaprovechando el antiguo espacio hospitalario como centro de enseñanza.

 

Actualmente se encuentra en fase de rehabilitación y restauración.

Ayuntamiento de Torrijos

Plaza de San Gil, 7 45500 Torrijos TOLEDO

Teléfono 925 770 801   Fax 925 770 517

sac@torrijos.es

  • Facebook
  • Twitter
  • Youtube
  • Instagram
  • Radio
Condiciones de uso - Política de privacidad